Capitulaciones

0
Diario Español de la República Constitucional

La cárcel Modelo de Barcelona (foto: Jaume)  Han transcurrido casi dos meses desde las elecciones legislativas del 9 de marzo y los partidos de la oposición, como era de esperar, siguen sin sorprendernos, exigiendo al gobierno y reclamando en las instituciones públicas, el establecimiento de la libertad política y la democracia representativa.   Capítulo a capítulo, la crónica de la vida política de los partidos en España, es la historia de una capitulación tras otra ante lo meramente administrativo. No hay agrupación política- aunque sea novísima- que no se rinda ante la imposición del “Estado de Partidos” en la presente transición y revele, así, su condición servil a la prebenda estatal. La ubicua capitulación nimba  la escena y concita premuras de festividad casetera en la feria de abril, rociera  en el camino y estival, al fin.   La historia política nacional es novela de capitulaciones. Dos de ellas son paradigmáticas de los usos y costumbres de la corte. La que pactaron un 17 de abril de 1492 los Reyes Católicos con Cristóbal Colón en Santa Fe y el Pacto de Madrid de 1953 entre Franco y EEUU. En la primera los monarcas prometieron cubrir de oro al iluso Almirante, explicándose así su insistencia en el descubrimiento; en la segunda Franco capitula ante la política exterior  de la guerra fría del gobierno americano  contra la URSS y entrega las plazas o bases de Torrejón – cerca de Madrid-, Zaragoza y Morón de la Frontera (Sevilla), además de la base naval de Rota en Cádiz. Las bases militares de  EEUU significan en realidad la derrota militar del régimen franquista, tan afecto a los ejes fascistas y a las divisiones azules como a la autarquía. La propaganda – pura poesía romántica para un pueblo sumiso- se encargó de transmutarla en una nueva victoria internacional y económica. Le dimos la bienvenida a Mr. Marshall con retraso, pero con redoblado entusiamo.   Desde entonces, en España, las capitulaciones de la libertad concitan los mayores consensos. No hay que remontarse al 2 de mayo de 1808. Desde la capitulación de Madrid para los españoles gobernar es castigar y capitular es ganar. Vivan las cadenas del indeseable Fernando VII y sucesores.Después de todo ¿no se asegura el marido frente a la mujer las plusvalías  del matrimonio con otras capitulaciones? Aunque en España han aumentado de manera considerable los divorcios, la utilización de las esposas políticas sigue siendo muy apreciada.

Creative Commons License

Este trabajo de Redacción está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diarioerc.com/aviso-legal/
Si desea recibir notificaciones cuando nuevos contenidos sean publicados en el Diario Español de la República Constitucional, siga este enlace y suscríbase para recibir los avisos por correo electrónico.

No hay publicaciones para mostrar

0 0 votos
Valoración
Suscripción
Notificar si
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios