Statu quo

10

Seguramente usted no quiere que empresas como Repsol, Coca-Cola, Exxonmobil u otras ostente un suprapoder sobre nosotros y nuestras pequeñas o medianas empresas. Si no sabe por qué le digo esto, le hablaré del TTIP, un tratado de libre comercio que se está firmando en secreto entre Europa y Estados Unidos, cuyos continentes serán representados por dos abogados internacionales como representantes a su vez de los intereses corporativos de grandes empresas internacionales como las antes citadas (corporatocracia), el nombre del mecanismo legislativo arbitrario en virtud del cual pueden intervenir en la política interna de un país para cambiar ciertas alternativas, además de que alterará las regulaciones que actualmente hay sobre medio ambiente, alimentación, sanidad… se llama ISDS. Le recomiendo que entre en esta página y se informe si quiere:   http://www.attac.es

“Segismundo encadenado” (1962). Salvador Dalí

Ahora mismo, tal como yo lo veo, estamos en un momento histórico de urgencia. La crisis histórica española sigue haciendo mella en las entrañas mías y de mis paisanos. Pero es difícil asumir la responsabilidad de algo que se ignora. Se dice: vivimos tiempos, a pesar de todo, pacíficos en Europa, pero esa paz contiene una rabia sorda…(inmigración mal gestionada, desempleo, guerras civiles en países de Oriente Medio o de la vecina África, tráfico de diamantes, de cocaína, de personas, prostitución, mafias, corrupción…) que, cómo no, algún día encontrará una salida, para bien o para mal. Vivimos tiempos de necesidad reflexiva. La cosecha intelectual que fuimos albergando han quedado reducida al “todo vale” de los “ismos” y toda esa algarabía de ideas delirantes que paulatinamente centraron toda la atención en el continente. Pero, por suerte, aún hoy se encuentran algunos entendidos, como Sartre los entendía: un intelectual es pueblo y debe poner su conocimiento al servicio de sus paisanos, no del poder. Encontramos a personas como José Luis Sampedro, Antonio García-Trevijano (que es un hombre que denuncia el Estado actual y el fraude de la democracia); personas como Arcadi Oliveres o Antonio Escohotado. Por otro lado, están los miles de héroes anónimos que hacen más por su país que cualquiera que esté sentado en el trono, en el congreso o en el senado. Pero además de la economía y la sociedad actuales, me preocupa el futuro. ¿Qué será de él? Porque estamos viendo a una clase gobernante que promete cosas maravillosas, anticipándonos una “España Oficial”, como en épocas pasadas, sin importarles la “España Real”, que es a la que hay que desentrañar y mirar subversivamente para moldearla y adaptarla a los acontecimientos fácticos de lo que podríamos llamar “historia fluyente-cambiante”. Pero no se hace eso, vivimos en un “no-presente”, que sin ser pasado, sin ser futuro y sin ser presente, es una idea mesiánica y sin fundamentos, basada en especulaciones matemáticas de esos llamados tecnócratas (gestores políticos para políticos -nótese la paradoja-) de lo que se piensa que sucederá. No, eso no es así, al político se le paga para que piense, por tanto, eso no es un político, es un títere, un estandarte de la falsa estabilidad política.

Se viola la Constitución (las leyes que surgen del ejecutivo, las reformas constitucionales sin apoyo popular, los tratados secretos de libre comercio, la ilegalidad de Juan Carlos I, ya que no juró la Constitución, sino que juró lealtad a los principios del régimen franquista y traicionó a su padre; se permite que un grupo de sinvergüenzas quiera romper España) Todo eso se olvida, así como olvidamos a los que lucharon en La 9 apoyando a Francia contra los nazis y tras pelear por la libertad allí se encontraron aquí con sus peores pesadillas. Eso, al menos yo, no lo puedo olvidar. Hoy la gente parece no saber bien qué hacer ante todos estos acontecimientos. Es sencillo, no legitimes al poder votando a ladrones, traidores, ni cobardes sin experiencia ni sabiduría (niñatos progres o pseudorevolucionarios)

¡No! Absténgase, dignifíquese no participando en esta barbarie; no siga votando a ladrones ni traidores, ni tontos con labia; no quiera ser usted de los dóciles, sea de los libres, de los que reivindicamos la libertad política de usted, de su hijo, de su padre, de sus abuelos. Entre a formar parte de nuestra familia MCRC (los Abstencionarios). No sean de los que dicen: “si yo estuviera ahí, también robaría”, o aplauden las estafas cuando las ven en televisión, frivolizando el tema…. Es vergonzoso, es la resignación en su más cruda expresión. La picaresca y el pillaje forman parte de las sociedades hambrientas, inmorales y miserables, que se ven en la necesidad de pensar únicamente en cómo sobrevivir. Esto no es pillaje ni picaresca, es la conciencia política del silencio del pueblo.

Creative Commons License

Este trabajo de Antonio Ramírez García está protegido bajo licencia Atribución Creative Commons-NonCommercial-NoDerivs 4.0 Internacional Los permisos mas allá del ámbito de esta licencia pueden estar disponibles en https://www.diarioerc.com/aviso-legal/
Si desea recibir notificaciones cuando nuevos contenidos sean publicados en el Diario Español de la República Constitucional, siga este enlace y suscríbase para recibir los avisos por correo electrónico.
Antonio Ramírez García
Con Bachillerato en Humanidades, defensor de la Filosofía, la Filología y la libertad. "El hombre es lo que hace con lo que hicieron de él" -J. P Sartre.·.

No hay publicaciones para mostrar

0 0 votos
Valoración
Suscripción
Notificar si
10 Comentarios
mas antiguos
nuevos mas valorados
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Víctor

Hola, ciertamente la abstención es lo único digno que se puede hacer ante este régimen político. Estados Unidos fue, y sigue siendo una república, pero en el camino, le dió un poder muy grande a las corporaciones mercantiles. Al principio, estas corporaciones tenían lo que se llama Chárter (Cartas de privilegios) que les daba un margen de acción pero también limitaba sus posibilidades, por ejemplo, no podían hacer nada que fuera contra los intereses del pueblo. A través de una serie de juicios, las corporaciones ganaron derechos equivalentes a los de las personas físicas. Le digo los nombres por si quiere investigarlos: Dartmouth College v Woodward Dodge v. Woolsey Santa Clara County v. Southern Pacific Railroad Dos años después de la decisión de la “Personalidad Corporativa” el presidente Groover Cleveland se preocupó que “Las corporaciones, que deben ser las criaturas cuidadosamente restringidas de la ley y servidores del pueblo, se están convirtiendo en dueños de la gente.” El Presidente Cleveland debería haber mantenido más cuidadosa vigilancia sobre su Fiscal General si esto era realmente su preocupación. Apenas un año antes, en 1887, el Sr. Olney había dicho en voz baja a ejecutivos del ferrocarril que la primera agencia reguladora en el mundo, la Comisión Interestatal de Comercio (ICC), iba a ser, “una especie de barrera entre las empresas ferroviarias y el pueblo … “Para el público, la nueva ICC fue justificada como una forma de proteger a las personas de las empresas ferroviarias, como la Corporación Pacific Railroad Sureña, que fue acusada de engañar a los agricultores sobre la venta de tierras, haciendo pactos secretos con grandes empresas para expulsar a los más pequeños, e incluso la destrucción de los equipos de ferrocarriles rivales. Las grandes compañías de ferrocarriles utilizan la ICC como una forma legal de fijación de precios por lo que los ferrocarriles advenedizos no podían cobrar menos que ellos. El Comisionado ICC Charles Perkins de Chicago, Burlington y Quincy Railroad Company dijo sin rodeos en 1888, “Pidamos a los [ICC] Comisionados hacer cumplir la ley cuando su violación por los demás nos duela.” Desde la creación de la primera agencia reguladora, una sopa de letras de agencias han sido creadas por los gobiernos estatales y federales: la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA), la Agencia de Protección Ambiental (EPA), la National Labor Relations Board (NLRB), el Departamento de California de Ciencias Forestales (CDF), la Oficina de Administración… Leer más »

Gonzalo Alvarez

La conciencia personal,de carácter únicamente moral,se abstiene por la decepción de los espejismos puestos en los partidos políticos en competición.A los 9.300.000 españoles que se abstuvieron en las últimas votaciones,no elecciones,les invito a afiliarse al M.C.R.C..

Atanasio Noriega

No entraré en la valoración de las implicaciones del tratado TTIP por ser enormemente complejo y esto requeriría de un profundo análisis. Si comentaré sin embargo algo acerca del sitio web al que se enlaza, recomendando su valor informativo. Ese sitio es pura propaganda fuertemente ideologizada y por tanto parcial (sin entrar a valorar mi coincidencia o no con cualquier aspecto que se exponga allí). Basta leer el siguiente comunicado: http://www.attac.es/2016/02/10/comunicado-de-attac-espana-2/ donde, por comentar tan sólo algunos aspectos, destacaré lo siguiente: – “Paralizar la aplicación del programa político neoliberal que nos han llevado hasta la situación actual” Primer punto declarativo donde se exponen las intenciones y se muestra la oposición, por cuestiones estrictamente ideológicas, ante lo que ellos califican como ‘neoliberal’ y que yo, aún no he conseguido comprender lo que es ni conozco a ningún neoliberal. – “Asegurar el acceso a unos servicios públicos universales, de titularidad y gestión pública que garanticen el ejercicio de los derechos humanos. ” Aquí apelan a unos derechos humanos para expresar su deseo de unos servicios públicos universales y públicos (estatales) sin especificar cuales son éstos ni como deben ser garantizados ni en virtud de que imposición. – “Garantizar el derecho a la igualdad y a la vida de las mujeres, contrarrestando para superar la cultura machista imperante.” Apelan a un supuesto derecho de igualdad (que quiero pensar que será de derechos, como se explica en la Declaración Universal de Derechos Humanos, porque cualquier otra es metafísicamente imposible) de las mujeres afirmando que existe una ‘cultura machista’. No indican a que sociedad se refieren cuando hablan de esa ‘cultura’ y por tanto, vuelve a ser de nuevo, pura ideología. Lo que sí queda claro es que tienen derecho a una igualdad de derechos, es decir, que las mujeres tienen derecho al derecho… en fin, a ver si alguien me puede explicar este punto. Lo de la vida es obvio puesto que ninguna ética o moral particular, de ningún punto del planeta, niega el derecho a la vida a las mujeres puesto que el único punto común a cualquier ética es precisamente esa preservación de la vida humana, sin distinción de sexos ni razas. – “Promover auditorias, con intervención ciudadana, regulares a todos los organismos y entes públicos.” Hablan de ‘auditorías, con intervención ciudadana’ que es algo absurdo en tanto no creo que los ciudadanos, así, en términos generales, esté capacitados para auditar absolutamente… Leer más »

Atanasio Noriega

La cuestion es la democracia, no los efectos que se deriven de la ausencia o presencia de ésta. Primero democracia, establecida formalmente, reglas de juego. Después que cada uno vote a favor o en contra del TTIP o de cualquier otra cuestión. Si no hay regulación, cualquier debate es completamente estéril, simplemente se basará en la fuerza bruta para imponerse. A mi, el TTIP, el hambre en el mundo, la inmigración, los parias de la tierra, las víctimas de maltrato o cualquier otro aspecto por el que uno decida tomar parte (partido), en este momento preciso, me dan exactamente igual porque no hay libertad política colectiva en España. Frente a eso, cualquier aspaviento de indignación o debate público es absolutamente en vano.

Atanasio Noriega

“pero yo creo que, dejando a un lado la ausencia de democracia formal, esto nos va a afectar, teniendo o no democracia,”

Es que justamente es ésta la cuesión, llevar a cabo este debate, sin democracia, no conduce a ningún lado porque dará exactamente igual lo que cada uno aquí manifestemos. Servirá únicamente para generar una división artificial sin ofrecer ninguna solución. Como no hay democracia, lo que ellos (la casta política española) decidan será lo que responda a SUS intereses estratégicos. ¿Por lo tanto que interés tiene comentar eso? Es como comentar un partido de futbol cuando éste ha terminado. Desde un punto de vista estrictamente utilitarista y práctico, es una completa pérdida de tiempo. Cuando haya democracia, que la mayoría decida, sea esto lo que sea. A mi no me quedará mas remedio que aceptarlo, aunque sea lo contrario de lo que yo defiendo.

Daniel Fernández Arias

Con las inversiones directas creo que hay que tener mucho cuidado. Con ellas se busca crear construir un mercado, no adaptarse a él. Son la clara expresión del poder del país extranjero y sus corporaciones. Pero comparto lo que dice Atanasio, indignarse por esto muestra que las causas reales de los problemas se desconocen y no se buscan.

Daniel Fernández Arias

Si Schreiber levantara la cabeza…